LOS SÁBADOS POR LA MAÑANA CHARLAS INFORMATIVAS GRATUITAS SOBRE EL MÉTODO TOMATIS EN EDUKANDO

Puedes apuntarte llamando por teléfono o a través del correo electrónico

Método Tomatis

 

Nuestra escucha juega un papel fundamental en la estimulación del cerebro.
El Dr. Alfred Tomatis lo expone así: “La escucha se puede comparar con una
dinamo que transforma los estímulos sonoros que recibe en energia neurològica encaminada
a alimentar el cerebro. Cuando éste se encuentra bien estimulado, podemos
enfocar, concentrar, organizar, memorizar, aprendrer y trabajar durante más tiempo y con mucho menos esfuerzo”.

 

La existencia de problemas auditivos como una escucha afectada en
la etapa prenatal o una otitis media recurrente en los primeros años de vida
puede dar lugar a disfunciones de aprendizaje y de comunicación, pero no sólo
los problemas fisiológicos afectan a la
escucha. También hay un gran componente de caràcter psicológico que afecta a la
calidad y eficacia de la escucha.

 

El Método Tomatis trata de solventar estas deficiencias a través
de la estimulación auditiva lograda por
medio de un aparato electrónico especialmente diseñado para ejercitar la
función de escucha: el oído electrónico.

 

Se estimulan las vías sensorio-neuronales desde el oído hasta la
corteza cerebral, influyendo en las funciones de atención, velocidad de
procesamiento y tiempo de reacción. Ello implica una mejora en los niveles de organización
en la expresión, no sólo en el lenguaje sino también en el aspecto motor para
que haya una respuesta más fina.

 

Aprovechar todo el potencial que
brinda el sentido del oído ayudará a que gran parte de los procesos que realiza
el organismo sean más eficientes, desde pensar hasta desplazarse. Lograr ese
aprovechamiento máximo es posible a través del método Tomatis de estimulación
sensorial, el cual emplea el sonido para provocar una respuesta más ordenada
del sistema en general.

TERAPIA TOMATIS                                                        

 Niños - Adolescentes - Adultos
 Tercera edad

POTENCIA:

CREATIVIDAD - IDIOMAS

BIENESTAR

 
MEMORIA – ATENCIÓN
 

 

¿Qué material sonoro utilizamos?

 

Música de Mozart, Cantos Gregorianos y en algunos casos una grabación de la voz de la
madre. El Dr. Tomatis investigó varios tipos de música y concluyó que Mozart
ofrece los mejores resultados terapéuticos. Mozart trabajó con frecuancias muy
altas, especialmente con flautas y violines. Su música produce una elevada
carga cortical dado su alto contenido en frecuencias altas; por ello es ideal
para la terapia de escucha. El canto gregoriano por su parte dinamiza y
facilita el encuentro de la persona con su yo intimo. Esta música posee un
ritmo compatible con los latidos del corazón y la respiración de una apersona
en estado de reposo. 

Sin embargo, la música se filtra y no suena de
la misma manera que se escucharía en un disco compacto.

 

El Método Tomatis no sustituye las terapias que le fueron recomendadas o
que está tomando el individuo, sino que hace que sean más ágiles acelerando el
programa de forma significativa y en muchos casos acortando el tiempo de las
mismas. Además, áreas que toman mucho tiempo en responder a la estimulación de
una terapia tradicional o en algunos casos que ni siquiera responden, pueden
emerger en un tiempo relativamente corto sólo con la estimulación del Método
Tomatis.

Más Información en: www.tomatismallorca.com